La Invernal de Motorland, "curiosa"


El perfil del circuito y las fechas convierten a la Invernal de Motorland en un evento "curioso". Aunque sólo son 4 horas que se pueden acometer en equipos de 4, 2 o categoría individual es una prueba de fondo o resistencia exigente.

Comenzar a primera hora de la mañana en el mes de enero en Alcañiz requiere tener en cuenta el desgaste de energía añadido que supone, junto a la necesidad de adecuar la ropa al efecto del ascenso del Sol y el propio esfuerzo. 

La altimetría y el trazado añaden dureza a la prueba con muy pocos tramos en los que relajarse de los 5.345 metros del circuito. 

Tan pronto como concluyes el ascenso de casi 2,5 kilómetros debes prepararte para una curva cerrada con el 7% de pendiente y pensar en el descenso que supone la otra mitad del circuito.

Entre las pruebas de ultrarroller, ultramaratón, o como queramos llamarlas es de las más interesantes para aficionarse por tratarse de pocas horas. Además, sirve de hito para ponerse a prueba con el inicio del año, bajar el turrón y testar cómo lo arrancas.